Follow by Email

lunes, 21 de noviembre de 2011

“¿Quién debe decidir el presupuesto?”

Como cada año las noticias de los últimos días dedicaron gran espacio de su tiempo a presentarnos los “debates” del Congreso en torno al presupuesto del próximo año de Gobierno.   Quisiera empezar esta reflexión con una analogía: qué pensarían cualquiera de Ustedes si alguien les dijera que son candidatos a ocupar la dirección general de una compañía con más de 40 área de producción, les pidieran su plan de trabajo con acciones a 6 años, indicadores de medición para todos sus programas, y una vez presentado este a los socios de la compañía, la mayoría de estos  le dieran su voto de confianza y lo contrataran como Director General. Sin duda cuando menos un servidor si estuviera en el caso esperaría que el presupuesto de la compañía se repartiera en base a ese plan de trabajo y de acciones y al final de los seis años se hiciera una revisión puntual de que se cumplió y que no; o tal vez cada año se hicieran un análisis y se pudieran ir reajustando gastos a las prioridades de ese plan sexenal conforme a los resultados de dicho análisis. Sin embargo resulta que la empresa que los invito no juega con esas reglas por el contrario de entrada aquí nadie da seguimiento a si el programa que se presentó al inicio y que sirvió para la contratación se cumple o no, además todos los representantes legales de los socios todo el tiempo sin análisis serios opinan en contra  o a favor de las acciones de la Dirección normalmente en forma más mediática que profesional y lo que es peor cada año en ejercicio de sus atribuciones modifican el presupuesto dependiendo cuál sea su mayor interés del momento o las condiciones que cada uno en lo individual quiere. ¿Cuál podrá ser el éxito de ese director y de esa empresa? 

Actualmente este ejemplo es la réplica exacta de nuestro sistema presupuestal.  Si yo fuera el Presidente a todos mis críticos les diría de que me sirve que me digan que he tenido más dinero para gastar, si quien decide como se gasta el dinero, no es mi plan de trabajo presentado desde la campaña  ni siquiera lo que decido cada año, sino por el contrario quien decide esto son 500 sujetos que en su inmensa mayoría solo están concentrados en sus intereses regionales o peor aún personales, sin importar el plan que más conviene al País. 

Es importante que como ciudadanía cada vez tomemos más participación en la toma de decisiones de nuestros legisladores y hagamos propuestas concretas de que es lo que pueden y deben hacer nuestros legisladores. Porque cada día que pase sin que logremos cambiar esto, nuestro país seguirá como esta y no podremos ni siquiera con justicia evaluar a nuestros Gobernantes.


FR

No hay comentarios:

Publicar un comentario